El concepto de repatriación suele emplearse para mencionar la acción de trasladar los restos de una persona a su país de origen, el verbo repatriar  hace referencia a lograr que alguien o algo regrese a su patria y tiene su origen en el latín.

Según se detalla en Legislación contenida en el documento Normas para la Ejecución de los Programas de Protección a Mexicanos en el Exterior, de la SRE. La repatriación de cadáveres en el extranjero se llevará a cabo específicamente en el caso de que las familias de las víctimas no cuenten con los recursos económicos suficientes para cubrir el costo de los servicios funerarios y el traslado de los restos al país.

Los recursos de este programa se destinarán a cubrir el costo parcial o total de los servicios funerarios, cremación y traslado de restos a México, cuyos montos oscilan entre los tres mil 500 dólares, para connacionales muertos durante su intento de ingresar de manera ilegal a Estados Unidos; o de cuatro mil dólares, a quienes perecieron en la Unión Americana o en cualquier otro país en cualquier circunstancia.

NovusFunerario-thumb-repatriacion2

Negocio redituable:

En la repatriación de cadáveres, las empresas funerarias han encontrado un negocio muy redituable. Tan sólo en Nueva York, el negocio de la muerte mexicana ha dejado ganancias de 7.5 millones de dólares en los últimos 10 años, según estimaciones del consulado mexicano en aquella ciudad.

Por ejemplo en Estados Unidos, en un mes pueden fallecer entre 10 o 15 personas que requieren repatriación, pero la mitad no cuenta con el servicio de previsión funeraria, razón por la cual terminan en las salas de los hospitales universitarios, ya que un sepelio en este país cuesta hasta US$20 mil y esto sin incluir el lote donde lo van a enterrar, que puede valer US$10 mil más.

Regularmente, el proceso de repatriación es de tres meses, siempre y cuando un familiar del occiso haya realizado acuerdos tanto con el consulado del país a enviar como por la funeraria, misma que cobra por sus servicios, pese a ser un problema humanitario.

Los requisitos:

De acuerdo con el apartado 36,  de la norma vigente desde el 1 de enero de 2012, los requisitos para recibir los apoyos del programa de repatriación de cadáveres son:

  1. Requisitar la solicitud de apoyo en la cual se manifieste que es mexicano y que carece de los recursos económicos suficientes para sufragar el costo de los servicios funerarios y el traslado de los restos a México.
  2. Presentar original y copia del documento que acredite la nacionalidad mexicana del fallecido, el cual podrá ser licencia para conducir, cédula o título profesional, y credenciales de jubilación del perecido, entre otros.
  3. Presentar original y copia de la identificación de quien reclama el cuerpo, la cual debe contener fotografía y firma.
  4. Ser entrevistado por un funcionario consular, quien determinará la procedencia de la ayuda.

NovusFunerario-thumb-repatriacion4

El caso de la adolescente muerta bajo el vagón de tren:

Un caso muy sonado que nos muestra que la repatriación de cadáveres es una realidad, surgió apenas hace unos días, el caso de Magda Francisca Meléndez Chávez, la Fundación Nacional de Niños Robados y Desaparecidos (FIND) logró gestionar ante la embajada de Honduras el traslado de la joven de 18 años, muerta bajo un vagón de tren, para llegar en máximo 15 días al país centroamericano.

La transportación de Magda hacia Tegucigalpa no había sido evaluada aún por la empresa funeraria. FIND confirmó que el consulado hondureño en San Luis Potosí será el que corra con el último viaje de la migrante.

Si los acuerdos se cumplen a tiempo, el cuerpo llegará sin problemas a Centroamérica.

La repatriación de cadáveres es un proceso largo, lleno de tramites burocráticos y situaciones políticas, pero considero vale la pena, por amor a nuestra tierra, todos quisiéramos morir en ella, si nos alejamos en el caso de los migrantes por ejemplo es para buscar condiciones de vida mejor que nuestro país no nos puede ofrecer.

 

¿Qué opinas?